El silencio nos convierte en cómplices, NO al bulling

Tuve una infancia feliz, tengo la gran suerte de atesorar muy buenos recuerdos de mi paso por el colegio, el instituto y la universidad. Pero sé de primera mano que hay muchos niños y adolescentes que lo están pasando mal.

Tras ver el programa de Cuatro: Proyecto Bulling, ha venido a mi mente el caso de mi hermano pequeño. Siempre fue un niño un poco tímido e introvertido, la diferencia de edad entre él y yo (9 años) hizo que no llegaramos a coincidir nunca en el mismo centro educativo. Al pasar al instituto, poco a poco el caracter alegre de aquel niño comenzó a cambiar. Apenas salía de su cuarto, se volvió más introvertido y malhumorado, con el paso del tiempo empezó a pagarlo con los que nos encontrábamos alrededor… a cualquier cosa que le decíamos nos contestaba mal. Pero no supimos ver las señales que nos indicaban que estaba sufriendo acoso escolar. Pensábamos que estaba pasando por una de esas fases de la adolescencia. De hecho él nunca nos dijo nada, aunque de alguna manera sabíamos que algo estaba pasando… muchas veces intentamos hablar con él, pero conseguimos el efecto contrario… se volvió más hermético. No pudimos ayudarle, mejor dicho… no supimos ayudarle… tal vez un cambio de instituto, hablar con los tutores… no se…

Sólo fuimos realmente conscientes de la gravedad de su situación cuando en un boletín de notas vimos el nº de clases a las que había faltado en aquel trimestre… estaba en 2º de bachillerato, era un chico muy responsable e inteligente. Siempre había sacado buenas notas sin estudiar demasiado… ¿por qué un chaval así había dejado de ir a clase? ¿cómo es posible que la dirección del centro escolar les dijera antes a mis padres que no pisaba por clase desde hacía más de un mes…? ¿Es que no eran conscientes de lo que estaba sucediendo, o tal vez prefirieron mirar hacia otro lado? Recuerdo que mis padres se sentaron a hablar con él, intentaron que siguiera con los estudios en otro centro… pero fue inutil, con 18 años recién cumplidos decidió que ya no estudiaría más, buscaría un trabajo y se iría de casa… Le habíamos fallado.

El paso del tiempo y sobretodo el hecho de alejarse de aquella gente tóxica hizo que nuestra relación con él fuera mejorando y al final volvió a casa. Ahora, ocho años después, es un hombre responsable, buen trabajador y es una persona muy sociable con muchos amigos. Pero probablemente aquella experincia marcó su caracter para siempre.

Si eres diferente, eres susceptible de sufrir acoso… ¿pero acaso no somos todos diferentes? ¿porqué unos se creen mejores que otros? ¿no somos nada más que borregos animales dentro de una manada donde el “macho alfa” decide quién va a ser la próxima víctima? ¿dónde está el problema? ¿cómo podemos solucionarlo?

El Bulling es un problema muy real y ahora que soy madre uno de mis grandes temores es que mi hijo pueda llegar a sufrir acoso escolar algún día. ¿Sabré reconocer a tiempo las señales? ¿Podré ponerle freno a tiempo? ¿Tendré el apoyo del centro escolar?

El silencio nos convierte en cómplices. No permanezcamos callados nunca más, NO al Bulling, NO al acoso escolar

Anuncios

7 comentarios en “El silencio nos convierte en cómplices, NO al bulling

  1. Cuando los niños hacen “campana o pellas” es porque algo le pasa, que está mal en casa, está mal en el cole o en los dos o que tiene algún trastorno que le hace aprender con más dificultad.

    Respecto al bulliyng tengo que decir que hay mucho mucho y que no sé si derá fácil solucionarlo. Me acuerdo de que lo peor en este sentido empieza en la E.S.O y que los cuatro niños que son rebeldes (por los motivos que sean) se comportan mal normalmente con cualquiera que sea “empollón”. Es como una manera de descargar sus sentimietos negativos por lo que sufre, por seguir a su grupo de amigos o por envidia de que él/ella no se ve capaz y su frustración le hace querer meterse con los que consiguen lo que no puede.

    Los maestros no vigilan lo suficiente, yo he visto pasotismo a tope y que cada alumno se espabile. Aunque lo peor es a la salids del instituto cuando has de salir y de allí a tu casa hay un camino en el que te pueden decir cuando salgas ya verás o iré a por ti luego. Y nadie va a ayudar por lo general. También tardan mucho en expulsar a niños conflictivos y hasts que les hechan ya habrán fastidiado gran parte de un curso a varios estudiantes.

    Le gusta a 1 persona

  2. A mí me da mucho miedo que mi peque sufra bulling… He de decir que yo he sufrido y también hice bulling (he estado en ambos lados), nunca fue algo grave, porque siempre digo que los profesores lo controlaba y no permitían que pase, además que tenían la plena colaboración de los padres! No solo en mi, sino en todos mis compañeros!
    Es muy triste cuando se llegan a los casos extremos. Personalmente creo que no todos los niños son amigos, yo no soy amiga de todos, pero si tiene que estar el respeto a lo diferente. Nose que hacían en mi colegio, pero en mi curso un día estabas de un lado y al otro del otro! Vamos que la situación era cambiante… Así que no te podías fiar de que no te tocará a ti.
    Nose como lo llevaré con mi hijo, es algo que me preocupa! Más porque además aquí hay solo un instituto! Así que no hay muchas opciones…

    Le gusta a 1 persona

    • Reconozco que yo nunca estuve en ninguno de los dos lados, no me dejaba pisotear pero tampoco iba con mi carácter el meterme con nadie. Lo que realmente me preocupa es la escalada de violencia que estamos viviendo… En pocos años hemos pasado de que un niño llamara a otro “cuatro ojos” a las palizas, insultos y vejaciones que algunos críos sufren continuamente e incluso a diario, hace falta que los centros escolares se responsabilicen más… Gracias por comentar!

      Le gusta a 1 persona

      • En mi colegio nunca se llegó a la violencia! Pero en otros centros si… Y gente que conozco. Pero creo que lo principal es primero la unión padres centro educativo, y luego los centros estar más pendiente. Lamentablemente muchas veces los profesores se unen a las mofas e incluso son peores que los niños. El problema es ese, ya no es el “cuatro ojos” ahora es una paliza y además la ponen en todas las redes sociales, y una cantidad de barbaridades que nose de donde sacan tantas maldad! Porque no es distanciarte de alguien diferente, es maldad ya.

        Le gusta a 1 persona

  3. Da mucho miedo pensarlo, mi mejor amiga lo sufrió y es terrible lo cruel que puede llegar a ser, y como dices, las señales son dificiles de interpretar, porque ni siquiera los profesores lo ven ( ya se encargan de hacerlo a sus espaldas y amenazar para que no hable) ojala cambiase

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s